Guiones

 

El del beso inadvertido de Rachel

--------------------------------------------------------------------------------

Escrito por: Andrew Reich & Ted Cohen
Transcrito por Ona Torres


--------------------------------------------------------------------------------

[Escena: Central Perk. Monica, Chandler y Joey sentados en el sofá del centro. Phoebe en la mesa de la izquierda. Ross en la butaca de la derecha. Entra Rachel]

Rachel: ¡Bien, estáis todos aquí!

Ross: Eh, ¿qué pasa?

Rachel: Pues que tengo una entrevista de trabajo en Ralph Lauren mañana.

Phoebe: ¡Qué bien!

Ross: ¡Genial!

Monica: ¡Enhorabuena!

Rachel: ¡Gracias!

Joey: Los calzoncillos de ese tío son agobiantes.

Rachel: ¿Qué?

Joey: ¡Ah! Me compré unos de la talla grande y créeme, allí cabía de todo menos algo grande.

Rachel: Yo sería la coordinadora de la colección femenina. Dependería de dirección. ¡Es el trabajo perfecto para mí! (Se dirige hacía donde está Phoebe)

Phoebe: ¡Vaya! Si te va bien la entrevista lo conseguirás.

Rachel: Lo sé.

Phoebe: ¿Ensayamos una entrevista ficticia?

Rachel: ¡Vale!

Phoebe: ¡Estupendo! Venga, empecemos por el saludo. (Se levanta. Rachel se prepara) Hola.

Rachel: ¿Qué tal? (Se estrechan la mano)

Phoebe: ¡Es un gran saludo! Me encanta el movimiento de muñeca.

Rachel: Gracias.

Monica: ¿Puedo probar? (Se levanta)

Phoebe: Adelante. (Se estrechan la mano. Phoebe pone cara de dolor) ¡Ui, qué horror! ¿Pero que narices te he hecho yo?

Monica: ¿He apretado demasiado?

Phoebe: Digamos que me alegro mucho de no ser Chandler.

(Joey pone cara de asustado. Chandler está pensativo)

[Créditos de apertura]

[Escena: Apartamento de Monica. Joey saludando por la ventana]

Joey: Muy bien Ross, te estoy viendo en tu nuevo piso y tu me estás viendo a mí. (Con tono cansado) Igual que ayer e igual que anteayer. (Se gira hacia el comedor)

Monica: ¿Ya está con el número del ataque del tiburón?

Joey: (Mirando otra vez por la ventana) No. Ah, espera, allá va. (Levanta el pulgar en señal de aprobación)

(Ross, por la ventana de su piso, agachado, hace ver que está nadando y de repente hace como si le atacara un tiburón)

Joey: (Sigue con el pulgar hacia arriba y saludando) Muy bien, muy gracioso, Ross. Muy real y muy gracioso, sí señor. (Una chica del edificio de Ross saluda a Joey. Él deja de saludar) Oh no, no, no, no te estaba saludando a ti, tía. (Ella se lo mira coqueta) ¡Alto! ¿O puede que sí? Eh, Monica, una tía del edificio de Ross está flirteando conmigo.

Monica: Pues a l’ataque, tío. Ve a por ella y tíratela.

Joey: Sí, eso molaría un montón. (Se gira de nuevo hacía la ventana) Y allá voy. (Empieza a hacer signos con los brazos) ¿Cómo… te van… las cosas? (Ella se ríe) Ha funcionado. ¡Quiere que vaya a verla! Vale, voy enseguida. Veamos está en el tercer piso. (Empieza a contar pisos)

Monica: (acercándose a la ventana) Vaya, es guapísima.

Joey: Tengo buen gusto, ¿eh? (Empieza a apartar a Monica y a poner caras raras) Oh no, no, no, no estoy con ella, ésta solo es Monica. Bueeecs.

[Escena: Interior del edificio de Ross. Joey en el pasillo, contando puertas. Llega a una, se pare, se apoya en el marco y llama. Abre Ross]

Ross: (acalorado) Hola, Joey. Un gran repertorio, ¿eh?

Joey: (extrañado) ¿Éste es tu piso?

Ross: Sí, claro que sí. Oh, adelante, uh, uh. (Se dirige hacia la ventana) Ponte cerca de la ventana, puedes fingir que haces surf. (Empieza a hacer como si estuviera haciendo surf)

Joey: Pero si los he contado, tu no deberías vivir aquí ¡Jo, vaya! (Se va)

[Escena: Apartamento de Monica. Monica está sentada en la cocina leyendo el diario. Entra Joey]

Joey: (enfadado) ¡Hmm!

Monica: ¿Qué ha pasado?

Joey: He acabado en el piso de Ross. Debo haberme equivocado al contar. (Se dirige a la ventana) Mierda, ella ya no está. Ah, mira, Ross está haciendo el numerito del televisor. (Ross está sentado en su sofá, cambiado de canal con el mando a distancia)

Monica: No, Joey, creo que está mirando la tele. (Se ve a Ross mirando el televisor apagado y haciendo ver que está mirando la tele)

[Escena: Apartamento de Monica. Phoebe se está despidiendo de Gary]

Gary: Oye, te juro que tengo que irme.

Phoebe: Es injusto que tengamos que interrumpir esto sólo porque un tipejo haya disparado contra un dependiente.

Gary: Lo sé, pero es mi trabajo, cariño.

Phoebe: Vale, ¿puede acompañarte? (Se oye el televisor de fondo diciendo “El sospechoso acaba de salir desnudo de la alcantarilla”) Vale, olvídalo.

(Se besan y Gary se va)

Gary: Adiós.

Phoebe: Hasta luego. Adiós.

(Monica está tumbada en el sofá, leyendo)

Phoebe: (acercándose al sofá) Aaaaai… ¡Dios mío!

Monica: ¿Qué?

Phoebe: Creo que ya le echo de menos.

(Phoebe se sienta)
Monica: Vaya, para llevar sólo una semana estáis muy unidos, ¿no?

Phoebe: Sí, es raro pero no puedo evitarlo, es tan dulce, es como… como un cachorrito, ¿sabes? Solo que un cachorrito muy duro que se carga a los malos. Me encanta el principio de las relaciones con los tíos, ¿a ti no? Disfruto abrazándole todo el día.

Monica: Ya, lo sé, es una pasada.

Phoebe: ¡Dios…! Oye, ¿cuánto duró eso entre Chandler y tú?

Monica: (sorprendida) ¿Qué? Todavía dura.

Phoebe: Venga, en serio, ¿cuándo se terminó?

Monica: Lo digo muy en serio, aún estamos… no paramos de tocarnos todo el día.

Phoebe: Vale, supongo que conoces vuestra relación mejor que yo. Sentía curiosidad.

(Monica se exalta y se levanta)

Monica: ¿Por qué no te tranquilizas un poco, vale? ¿Por qué no te enteras de los hechos antes de soltar por ahí que vosotros sois la única pareja apasionada?

Phoebe: Dios, he despertado a la bestia. Estaba equivocada, evidentemente. He dicho una tontería. No pasa nada.

Monica: ¡Por supuesto que no! Siempre que quede claro que Chandler y yo también somos ardientes y fogosos, tanto como vosotros. Nuestra llama, ¡uh! ¡Está que arde!

(Entra Chandler con una escoba)

Chandler: Oye, Monica, te devuelvo la escoba.

(Monica se va directa a Chandler)

Monica: ¡Estás tan bueno! (Le besa apasionadamente)

[Escena: Apartamento de Monica. Chandler y Joey sentados en la cocina. Entra Rachel]

Chandler: Eh, hola, ¿qué tal la entrevista?

Rachel: ¡Uh, fatal! He hecho algo estúpido y absolutamente vergonzoso.

Joey: ¿Le dijiste que te acostarías con su esposa y luego te caíste de la silla?

Rachel: No.

Chandler: ¿Entonces qué ha pasado?

Rachel: Ogh, ha sido horrible y eso que la entrevista iba de maravilla. Incluso le he hecho sonreír. No sé qué ha dicho sobre un barco y yo he soltado “pues sí, si tienes suficientes chalecos salvavidas…” (Se ríe. Chandler y Joey se miran porque no entienden la gracia) Creedme, ha sido muy gracioso. Total que, nos estábamos despidiendo y… ¡ogh!

Joey: ¿Qué ha pasado?

Rachel: (voz en off) Veréis, le estaba dando la mano cuando él se ha inclinado hacia mi. (Se ve el despacho. Rachel y el entrevistador se están dando la mano. Él se abalanza hacia la puerta) Supongo que iba a abrir la puerta pero he malinterpretado su gesto y le he… (Rachel le da un beso en la mejilla. El entrevistador se queda muy extrañado)

(Volvemos al apartamento de Monica)

Joey: ¿Le has besado?

Rachel: ¡Es que no sabía qué tenía que hacer!

Chandler: Deberías haber intentado no besarle.

Rachel: Gracias, Chandler.

(Monica sale del baño y se va al sofá. Rachel se levanta y se dirige hacia el sofá)

Monica: Eh, Rachel, ha llamado un tío de Ralph Lauren. Tienes una segunda entrevista.

Rachel: ¿Qué? ¿Entonces tengo una segunda entrevista?

Monica: ¡Sí!

Joey: Que, ahora lo del beso no te parece un error tan grande, ¿eh?

Rachel: ¿Què? No, un momento. ¿No creerás que quiere verme por eso?

Joey: (Chandler, por detrás, asintiendo) ¡Claro! ¿No?

Monica: ¿Beso? ¿De qué estáis hablando?

Rachel: Ahm… le, le he besado sin querer en la entrevista y ahora quiere que vuelva porque… bueno, ¡está claro! Quiere ver a la chica que besa a todo el mundo.

(Joey asiente. Chandler se levanta y se acerca al sofá)

Chandler: Venga ya, Rachel.

Rachel: ¡Dios mío! ¿Y si cree que soy la clase de chica que se acostaría con él?

Monica: Querrá que vuelvas porque eres la persona idónea para el trabajo.

Rachel: Es posible pero no, no sé. ¡Maldita sea! ¿Cómo he podido ser tan estúpida?

Joey: (levantándose y yendo hacia Rachel) Va, Rachel, venga, no digas eso. Creo que lo que necesitas es un abrazo. Venga, vamos, je, je, je, je. (Se abrazan) ¡Ha vuelto, la tía buena ha vuelto!

Rachel: Ah, aún no he vuelto del todo, ¿sabes? Pero agradezco el cumplido.

Joey: (empujando a Rachel contra el sillón y yendo hacia la ventana) No, la del edificio de Ross, ha vuelto, ¡ha vuelto!. (Empieza a hacer gestos con las manos) Vale, quédate allí, yo voy enseguida. (Empieza a contar pisos) Uno, dos, tres… ¡Lo tengo! (Se va corriendo)

Chandler: ¡Tengo que ver a ésa maravilla! (Se acerca a la ventana, mira y, bailando, va hacia Monica) No está mal. (Se sienta en el sofá y le da un beso a Monica)

[Escena: Interior del edificio de Ross. Joey delante de una puerta. Llama. Abre Ross]

Joey: ¡Maldita sea! ¿Es que te has mudado?

Ross: Sí. Estuve viviendo con vosotros una temporada y luego encontré éste piso. (Joey se lo mira fijamente) Soy Ross.

(Joey se va enfadado y llama a la puerta de al lado. Abre un señor mayor)

Vecino: ¿Sí?

Joey: Ehm, ¿tiene, ahí dentro, a una tía que está muy buena?

Vecino: No, estoy solo en el mundo.

Joey: Ya… Lo siento por usted.

(Se va y llama a la puerta siguiente. Abre una niña pequeña)

Joey: Ah, hola, chavalita. Por, por casualidad, ¿tu mamá o tu hermana o tu canguro está muy buena?

Niña: ¡Papá!

Joey: (se va corriendo) ¡Hasta luego, niña! (Dobla la esquina y se encuentra en otro pasillo, igual que el anterior) ¡Jo, tío! (Empieza a andar) ¿Tía buena? ¡¿Tía buena?!

[Escena: Sala de espera de un despacho del edificio de Ralph Lauren. Rachel está esperando al entrevistador. Con un bolígrafo se da golpes en el labio. Éste sale de dentro de un despacho]

Entrevistador: Hola, Rachel. Pase.

Rachel: Hola. Muy bien.

(Se levanta y entran los dos al despacho)

Entrevistador: Me alegro de volver a verla.

Rachel: Gracias.

Entrevistador: Rachel… (Se señala el labio)

Rachel: (tiene una mancha en el labio) ¿Qué?

Entrevistador: Olvida… (Vuelve a señalarse el labio, poniendo morritos)

Rachel: ¿Cómo dice?

Entrevistador: Permítame. (Se acerca a ella)

Rachel: (separándose y señalándolo con el dedo) ¡Alto ahí, amigo! (El entrevistador se queda parado) Vale, ya veo lo que está pasando, así que escúcheme bien. Siento haberle causado una impresión equivocada pero no soy una cualquiera que se acuesta con todo el mundo para triunfar…

Entrevistador: (cortándola) Oiga, yo sólo…

Rachel: …y puede que el otro día le besara pero eso no le da derecho a exigirme que me acueste con usted. No ansío conseguir éste trabajo hasta ese punto. Buenos días, señor. (Se marcha enfadada)

[Escena: Apartamento de Monica. Entra Rachel. Joey, Monica y Ross están sentados en la cocina, comiendo sándwiches y patatas]

Rachel: No os vais a creer lo que me ha hecho ése degenerado de Ralph Lauren.

(Los tres se señalan el labio)

Los tres: Eeehmm…

(Rachel se queda flipando)

Rachel: Vale, vale, esto es alucinante. ¿Cómo lo sabías?

Ross: Tienes tinta en el labio.

(Rachel se toca el labio)

Rachel: Ah. (Entiendo lo que el entrevistador le quería decir) Ah…

[Escena: Central Perk. Chandler y Gary están en la barra tomando un café]

Chandler: ¿Qué te parece si un día me dejas coger tu pistola?

Gary: No sé, tío, no se nos permite hacer eso.

Chandler: Oh, ¿qué puede pasar? No ves que… (Derrama el café)

Gary: Sí, la respuesta es no.

(Monica y Phoebe estan sentadas en el sofá central)

Monica: Phoebe, ¿os apetece ir al cine después de cenar?

Phoebe: Ui, no podemos, ya tenemos planes.

Monica: ¿A sí? ¿Qué vais a hacer?

Phoebe: Ahm, pues lo mismo que llevamos haciendo todo el día, quedarnos en casa de Gary. Es alucinante, no salimos del dormitorio.

Monica: Ah…

Phoebe: Pero pasadlo bien en el cine.

Monica: Oh… Eh… No, no, no vamos a ir al cine, je, je.

Phoebe: ¿A no? ¿Entonces porque me lo has preguntado?

Monica: Ah, ahm… solo porque, verás, quería saber lo que pensabais hacer para que no entrarais mientras Chandler y yo lo estemos haciendo toda la noche. ¿Me disculpas un momento? (Se levanta y se dirige hacia Chandler)

Chandler: Lo siento, ha sido un accidente, en serio.

Monica: Ejem… Chandler, ¿podemos hablar un momento?

Chandler: Claro.

Monica: (a Gary) Disculpa.

(Chandler y Monica se apartan para hablar)

Monica: Tenemos que ganarles.

Chandler ¿Por qué?

Monica: Porque Gary y Phoebe creen que son más apasionados que nosotros.

Chandler: Oooh… ¿y qué?

Monica: ¿Y qué? Tenemos que subir y hacer el amor para demostrarles que se equivocan.

Chandler: Oh, Monica, tienes que dejar de ser tan competitiva, ¿vale? Es una locura. ¿Sólo para impresionar a Gary y a Phoebe quieres que vayamos a casa para que te haga el amor una y otra vez? ¿Y por qué voy a negarme? ¡Pilla el abrigo!

(Se marchan corriendo del bar)

[Corte publicitario]

[Escena: Edificio de Ross. Se ve un corcho con un cartel preguntando por la tía buena firmado por Joey. Ross esta revisando el buzón. Aparece la tía buena]

Ross: Hola.

Tía buena: Hola.

(Aparece un vecino)

Vecino 2: Ah, perdón.

(Cuelga un papel en el corcho con un retrato robot de Joey donde pone que si le ven, llamen a la policía)

Vecino 2: Deberíais estar alerta. Avisad a los vecinos. Anda por aquí buscando no sé qué tía buena.

Ross: ¿Y quién no? (La chica se lo queda mirando, un poco asustada) Creo que no nos conocemos, yo soy Ross.

Tía buena: Lo sé, eres el tío que no puso dinero para el encargado.

Ross: Ah, ah… borro lo dicho.

Tía buena: No, de hecho creo que todos reaccionaron de manera muy injusta, tú acababas de instalarte.

Ross: Eso, acababa de instalarme. Gracias. (Ella asiente y empieza a moverse) Oye…

Tía buena: Jan.

Ross: Jan.

Jan: Sí.

Ross: A lo mejor te parece un poco bzzz… pero, ¿qué te parece si quedamos un día para tomar café o…?

Jan: Claro. Me encantaría.

Ross: Aah…

Jan: (se saca una tarjeta del bolso) Éste es mi número. Llámame.

Ross: Dalo por hecho.

Jan: Ya nos veremos.

Ross: Vale. (Jan se va) ¡Ihihihihi! (Besa la tarjeta)

(Jan vuelve y Ross se mete la tarjeta en la boca)

Jan: Me he dejado el periódico.

[Escena: Apartamento de Monica. Chandler y Monica sentados en el sofá, él con el albornoz, ella envuelta en una sábana. Están agotados]

Chandler: Ha sido increíble.

Monica: Ah… Phoebe y Gary se van a enterar de esto en la cena.

Chandler: Ha sido increíble.

Monica: Somos los más ardientes, ¿eh? Nadie es más fogoso que nosotros. Somos los mejores.

Chandler: No, tú eres la mejor.

Monica: Nah, tú eres el mejor.

Chandler: No, tú eres la mejor.

Monica: Sí, soy la mejor.

(Se levantan del sofá. Joey entra)

Joey: Hola tíos. (Picarón) ¿Qué estabais haciendo?

(Monica se asoma a la ventana)

Monica: Eh, Joey, ¿no es esa la chica que te saludó el otro día?

(Joey se acerca a la ventana)

Joey: No lo sé, pero la sábana transparenta.

Monica: Oh…

(Se ve la ventana con Jan)

Joey: Sí, sí, es ella. Pero ya no me importa, sé que no llegaré a conocerla nunca.

Monica: ¿Por qué?

Joey: Porque es imposible encontrar su piso. Vive en un universo paralelo de tías buenas o algo por el estilo.

Monica: ¿De qué estás hablando? Está claro que vive en la segunda planta, el séptimo piso des de la izquierda.

Joey: No, no, no, no. Vive en la tercera planta, en el octavo piso des de la izquierda.

Monica: No. Esas dos primeras ventanas son del vestíbulo. ¿Y ves esa otra ventana de ahí? Es de la escalera. Te has equivocado.

Joey: No tenía ni idea. Gracias, Monica. (Se va. Para si mismo) Casi pierdo a otra tía por no saber contar.

[Escena: Apartamento de Jan. Ross y Jan se preparan para salir]

Ross: Que, ¿estás lista?

Jan: Sí, voy a por mi abrigo.

Ross: Vale.

(Llaman a la puerta)

Jan: ¿Puedes abrir?

Ross: Claro.

(Ross abre la puerta y ahí está Joey. Joey se asusta)

Joey: ¡Ah!

Ross: ¡Joey!

Joey: ¡Aaaaah! ¡No! ¡No! (Se marcha)

[Escena: Despacho de la oficina de Ralph Lauren. Rachel y el entrevistador se sientan para hablar]

Rachel: Primero me gustaría darle las gracias por acceder a verme otra vez.

Entrevistador: En fin, no hay de qué. Pero me veo obligado a decirle que ésta entrevista se está grabando en vídeo.

(Rachel mira a su alrededor buscando la cámara)

Rachel: Vale. Ehm… bien. Primero quisiera empezar pidiéndole disculpas por haberle besado y, eh, por, por haberle gritado.

Entrevistador: Se aceptan.

Rachel: Bien, seguramente piensa contratar a alguien que ehm… que no, que no le, eh… ehem, gritara y se marchara furiosa, ah… pero creo que eso sería un grave error y le diré por qué. Yo hice un ridículo espantoso y he vuelto a verle. Eso demuestra coraje. Cuando creí que quería sexo a cambio del trabajo le dije que no. Eso demuestra integridad. Y no he tenido miedo de defenderme a mi misma y eso demuestra coraje. (Se queda pensando) Vale, ehem… Sé que ya he mencionado lo del coraje pero hay que tener mucho coraje. Y… Bueno, finalmente, cuando creí que se me insinuaba en el lugar de trabajo, le dije que no y no le puse un pleito. Así que ya lo sabe. Tenemos, tenemos coraje, tenemos integridad, tenemos otra vez coraje y nada de pleitos. (El entrevistador se la mira) Escuche señor…

Entrevistador: Zelner.

Rachel: ¡Zelner! Lo sabía, oh, lo sabía, agh… Deseo con toda mi alma este trabajo y creo, creo que sería muy buena haciéndolo.

Sr. Zelner: (suspirando. Se levanta de la silla) ¿Sabe qué?

Rachel: ¿Sí?

Sr. Zelner: (se sienta encima de la mesa) Puede que me arrepienta pero… voy a darle una oportunidad.

Rachel: (se levanta de la silla. Emocionada) ¡Oh! ¿De verás? ¿En serio? Oh, gracias. Madre mía. ¿Cree que estaría fuera de lugar que le diera un abrazo?

Sr. Zelner: Sí.

Rachel: Vale, entonces, ¿qué tal un apretón de manos?

(Rachel se aproxima hacia él en el momento en que se levanta y, sin querer, le toca la entrepierna)

Rachel: ¡Oh, dios mío! ¡Lo siento! ¡Oh! ¡Oh! Madre de dios, no quería tocarle eso. Quiero decir a usted. Ha sido un incidente. (Empieza a recoger sus cosas) Ehm, bueno, ehm, en fin, gracias, gracias. Ya me marcho, muchísimas gracias. Ehm, gracias, ¡hasta el lunes! ¡Adiós! (Se va)

[Escena: Restaurante. Chandler, Monica, Phoebe y Gary están cenando. Chandler bosteza]

Phoebe: ¿Estás cansado, Chandler?

Monica: Tiene que estar agotado después del día que llevamos. No sé si me captáis, ¿lo habéis pillado?

Chandler: (asintiendo con la cabeza. Coge una cestita con nachos de encima la mesa) Cariño, hasta los nachos lo han pillado.

(Monica asiente)

Gary: Por cierto, Chandler, ¿te gusta la placa que te regalé?

Chandler: (se abre la americana) Sí, es genial. (Se levanta) Tengo que irme, el agente Bing tiene un 10/100… Eso es pipí.

Monica: Phoebe, tienes una, una ramita en el pelo.

Phoebe: (quitándose la ramita. Mira a Gary y se pone a reír) Ah, oh, ja, ja, ja… Ehm… Hemos dado un pequeño rodeo viniendo hacía aquí.

Gary: Sí, estábamos paseando por el parque y no había nadie por allí, así que…

Monica: No puede ser.

Phoebe: (riéndose, picarona) Claro que sí. Violamos la sección doce, párrafo siete del código criminal. Hi, hi, hi…

Monica: En el parque, ¿eh?

Phoebe: Mhm…

Monica: ¿En un lugar público?

Gary: Mhm…

Monica: Entendido. (Se levanta) ¿Me perdonáis un momento?

(En el baño, Chandler se está mirando al espejo, haciendo movimientos como si fuera un policía. Entra Monica)

Monica: (seductora) Hola, Chandler.

Chandler: Éste es el servicio de caballeros… ¿o no?

Monica: Sí, lo es. Pero siempre me ha parecido muy erótico el servicio de caballeros. (Se acerca a él) ¿A ti no?

Chandler: No. Si así fuera, no estaríamos saliendo. Esto empieza a ser ridículo.

Monica: Vamos, no podemos dejar que nos ganen.

Chandler: (desesperado) ¡Oh! Ya hemos demostrado que somos ardientes, ¿vale? Así que, ¿por qué te obsesiona tanto éste asunto?

Monica: Porque ellos están en esa fase de no parar de tocar-se y de hacerlo en el parque.

Chandler: ¡Ah! ¿Y qué?

Monica: ¿Y qué? Me parece triste que tú y yo ya no estemos en esa fase.

Chandler: Ah, vaya, ¿así que ese es el problema?

Monica: ¿No te parecía más emocionante cuando no parábamos de tocarnos todo el día?

Chandler: Ui, sí, era genial, era realmente genial. Pero a decir verdad me emociona más nuestra relación actual.

Monica: ¿De veras?

Chandler: Sí. Yo nunca había tenido una relación que durase tanto tiempo. Verás, ya hemos superado la fase inicial y seguimos teniendo ganas de estar juntos. Lo cual me parece increíble. Y el hecho de que lo comparta todo contigo, sí, creo que es muy emocionante.

(Le da un beso en la mejilla. Monica sonríe)

Monica: Eso es muy bonito. Sé que me he comportado como una loca pero, yo también siento lo mismo.

Chandler: Sí…

(Se besan y se abrazan)

Chandler: (se aparta, emocionado) ¿Sabes de qué me he dado cuenta? De que alucinas con nuestra relación.

Monica: No es verdad.

Chandler: Sí lo es. ¡Admítelo, estás alucinada!

Monica: Vale, he alucinado un poco.

Chandler: ¿Un poco? Has alucinado un montón, ¿de acuerdo? Y yo lo he arreglado. Hemos intercambiado los papeles. Yo soy el rey de las relaciones y tu eres la inútil, irracional y chiflada. (Se pone a bailar) ¡Uhu! (Monica pone mala cara. Chandler para de bailar) Pero ha vuelto a cambiar.

[Créditos finales]

[Escena: Apartamento de Ross. Ross, des de la ventana hace como si paseara un perro]

Ross: ¡Ja!

(Apartamento de Monica. Monica y Rachel están en la cocina, comiendo)

Rachel: (riéndose) No puedo creer que Ross se lo esté tragando.

Monica: Gracias a dios, estaba harta de mirarle.

(Entra Chandler)

Chandler: ¿Listas para ir al cine?

Rachel: Sí. Ah, por cierto, gracias por prestarnos a Pamela y a Jasmine.

(Vemos dos maniquíes con la foto de Rachel y de Monica pegadas en la cara, mirando por la ventana. Ross, des de su apartamento)

Ross: Caray, no se cansan nunca.

(Se pone a hacer el robot)

FIN

 

Descubre otras secciones...

Descubre un secundario al azar

marco
marco Krista Allen - Mable marco
marco
Mable
(Krista Allen)

Vídeo al azar